Así fue la última cena a bordo del Titanic a 111 años del hundimiento

Si bien la mayoría de los artículos se perdieron en el hundimiento del Titanic, dos de los menús de la noche del 14 de abril se recuperaron y conservaron.

Los misterios y leyendas alrededor del Titanic parecen no tener fin, pero lo que sí conocemos es lo que cenaron los pasajeros de primera clase en la noche del 14 de abril de 1912.

Hoy, cuando se cumplen 111 años del hundimiento del transatlántico más famoso del mundo, echamos la vista atrás para seguir analizando los fascinantes misterios que lo rodean, entre ellos, los platos que protagonizaron la última cena a bordo del Titanic.

En realidad, esa noche se sirvieron cuatro cenas a bordo, pero la histórica, plasmada en el libro ‘The Last Dinner on the Titanic‘, de Rick Archibald, fue la del comedor de primera clase, con un fastuoso menú diseñado por el cocinero más famoso e influyente de aquella época, Auguste Escoffier.

Los pasajeros de primera clase del barco eran algunos de los miembros más ricos y destacados de la sociedad, algunos de los pocos que se podían permitir pagar lo que costaba una suite de lujo en el Titanic: costaba casi US$7 mil.

Hoy este número es el equivalente a más de US$100 mil.

Cada noche, a la élite se le servía un lujoso menú servido en bandejas de plata, mientras una orquesta de violinistas amenizaba la velada.

Sin embargo, los pasajeros de primera clase se dividieron en dos aquella noche: unos fueron a una fiesta privada en el restaurante ‘à la carte’, y el resto cenaron en el comedor que aparece como ‘privé’ en los documentos y menús, pero que era en realidad el gran salón. Es este último menú, presentado en formato de ‘buffet’, el que hoy en día se conserva.

Si bien la mayoría de los artículos que viajaban en el barco se perdieron en su hundimiento, dos de los menús del 14 de abril se recuperaron y conservaron.

Según el libro que los recoge, el chef ejecutivo Rousseau preparó un menú compuesto por nada menos que 10 platos, con sus respectivas guarniciones.

El chef Escoffier, padre de la nouvelle cuisine, fue el encargado de diseñar este extenso menú.

La gastronomía francesa estuvo muy presente, pero el cocinero también quiso darle protagonismo a los platos británicos con la idea de contentar a los visitantes ingleses.

El salmón ‘poché’, el cordero con salsa de menta o el rosbif de lomo de buey son ejemplos de ello.

menu titanic

Primer plato

  • Entremeses: canapés variados, incluidos canapés almirante (con mantequilla y langostinos).
  • Ostras gratinadas al champán.

Segundo plato

  • Consomé Olga (con oporto y vieiras).
  • Crema de cebada.

Tercer plato

  • Salmón poché (hervido) en caldo corto con salsa muselina y pepinos.

Cuarto plato

  • Solomillos Lili (sobre rodajas de patatas hervidas, con foie de oca, alcachofas y trufa).
  • Pollo salteado a la lionesa (con tomate y setas).
  • Calabacines rellenos.

Quinto plato

  • Pierna de cordero en salsa de menta.
  • Patito asado con salsa de manzana.
  • Rosbif de lomo de buey asado con patatas chateau (torneadas y doradas en mantequilla).
  • Como guarnición: guisantes, zanahorias con crema, arroz hervido, patatas nuevas hervidas y patatas parmentier (salteadas en mantequilla con perejil fresco).

Sexto plato

  • Ponche Romaine (sorbete con naranja, limón, ron y merengue).

Séptimo plato

  • Pichón asado con berros.

Octavo plato

  • Espárragos fríos con vinagreta.

Noveno plato

  • Paté de foie-gras Apio.

Décimo plato

  • Tarta Waldorf (bizcocho glaseado de chocolate con avellanas).
  •  Melocotones en gelatina de Chartreuse.
  • Eclairs (relámpagos) de chocolate y vainilla.
  • Helado francés.

Relacionados

Wendy Guevara encuentra el amor en un bailarín exótico

Después de varias decepciones amorosas, la influencer Wendy Guevara,...

Paola Núñez: De telenovelas a estrella de acción en Hollywood

La carrera de Paola Núñez comenzó en las telenovelas...

Maná ofrece concierto en Barcelona como la primera parada de su gira por España

La banda mexicana Maná, uno de los grupos más influyentes en el rock en español de la historia, ha regresado a España tras seis años sin actuar en la península,